Maresía tiene pocas plazas, levantadas en una superficie que hubiera permitido más construcciones. Por eso, en el frente y a modo de jardín...... tenemos "nuestra pequña playa". Con sombrillas y reposeras, es una buena opción cuando hay mucha gente o también cuando hay viento.